Blogia
No Fastidies

Estatuas absurdas. Carmen, Beatle y asiduo al diván.

Existe un extraño virus entre los alcaldes: inaugurar el mayor número posible de estatuas en sus pueblos y ciudades. Piensan, los inocentes, se trata de un bien de primera necesidad. ¿Qué haría un ciudadano sin nada a dónde mirar mientras pasea? ¿A qué le sacarían fotos los turistas? La última absurdidad es una dedicada a la Virgen del Carmen en A/La Coruña/Curuña. Primero John Lennon para contentar a hippies y porreros, y luego una virgen para contentar a beatos y fariseos. Yoko Ono pasó de asistir a la inauguración, un auténtico agravio, teniendo en cuenta cuánto amaba Lennon a la ciudad herculina. Anécdota: Si se escucha Imagine al revés y a cuádruple velocidad se entiende "Aupa Dépor". Menos mal que algunos se toman las estatuas con humor como Woody Allen en el caso de Oviedo . "La visité dos veces y me plantan una estatua...y ni me preguntan. Tengo la esperanza de que vaya Brad Pitt y la cambien por una de él" (Extracto. Original) Que nadie se ofenda porque está halagado, pero eso no quita que le extrañen nuestros comportamientos a lo "Bienvenido Mr Allen". Así es la pasión española: tan poco profunda que en dos días te cambian por el lechero. País de arrebatos ciegos.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres