Blogia
No Fastidies

Pequeña piedra azul

Ayer dormí poco y mal. Justo antes de levantarme soñé que encontraba una piedra chiquitina que había extraviado. En realidad había descubierto el lunes su desaparición de uno de los pendientes que me había enviado mi amiga japonesa. Sentí bastante pena. Hacía tiempo que no los ponía y los cambié de joyero. No sabía si la piedrecita había caído hacía siglos en la calle o si acababa de ocurrir delante de mis narices sin darme cuenta. Ayer, justo antes de acostarme la encontré de casualidad en el suelo. Y tiene gracia porque el suelo se limpió tres días seguidos.
Reapareció justo después del sueño. No fue estrellona ni ná la dichosa mini-gema. Sólo le faltó ponerse bajo un foco y cantar:"Gracias por venir". Eso es un show de magia, un escapismo que ni Houdini.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres